Metodología

  • Inspección inicial para un biólogo especializado.
    Identificación de la plaga.
    Localización del foco del problema.
    Elección del tipo de tratamiento más adecuado.
    Elección modalidad del tratamiento: Tratamiento de choque o contrato anual: tratamiento con revisiones y seguimiento periódico de incidencias durante un año.
Hormiga argentina

Tipo de tratamiento

Existen varios sistemas de lucha contra las hormigas, por lo que valoraremos la situación y elegiremos el tratamiento más adecuado a cada entorno y circunstancia.

Tratamiento con cebos insecticidas por ingestión

  • No requiere cerrar la zona a tratar, ni retirar los alimentos, ni hacerlo de noche.
  • No es un producto tóxico y es altamente efectivo.
  • No crea problemas de inmunidad.
  • Tratamiento puntual o contrato anual: inspección inicial, tratamiento de choque con hielo y con cebos en forma de granulado, seguimiento periódico.
  • El tratamiento se realiza mediante un gel insecticida de última generación que se aplicará a las áreas sensibles al paso de las hormigas y siempre oculto a la vista.
  • Otra ventaja de este tratamiento es también su aplicación en áreas próximas a sistemas y aparatos eléctricos (neveras, cocinas, cafeteras, ordenadores, etc.) sin que se produzcan anomalías.
  • Este sistema nos permite actuar con una máxima eficacia en aquellos lugares donde tenemos la plaga localizada, con una alta acción de choque y un efecto residual excelente.
  • Otra ventaja de este tratamiento es que se minimiza el riesgo de entrada en contacto con el producto y evita molestias y contratiempos al cliente.
  • Un gel insecticida es un producto totalmente inodoro que contiene un cebo muy atrayente por las hormigas, que ingieren una parte del producto y lo llevan también al nido para alimentar a las larvas, los soldados y la reina provocando una mortalidad en cadena. Con este sistema podemos eliminar la totalidad de la colonia.
  • La aplicación del producto se hace mediante una pistola específica para este uso.
  • Para llevar un control exhaustivo de la población de insectos y detectar inmediatamente una posible re infestación, es muy recomendable efectuar inspecciones periódicas.

Tratamiento con insecticidas de acción por contacto

  • Requiere cerrar la zona a tratar, retirar los alimentos y tiene un plazo de seguridad a respeta antes de volver a entrar en la zona afectada.
  • No son productos tóxicos, son productos plaguicidas con catalogación máxima de nocivos y son altamente efectivos.
  • No crea problemas de inmunidad.
  • Tratamiento puntual o contrato anual: inspección inicial, tratamiento de choque y seguimiento periódico.
  • El tratamiento se realiza mediante pulverización o espolvoreo que se aplicará a las áreas sensibles al paso de las hormigas y posibles entradas del exterior.